Abril 15, 2018 - 10:00am
- 15/04/2018 0 comentarios | | |

El terruño cubano de Méndez

Aunque luego Méndez se radicó en La Habana, siguió apegado a su terruño; uno de sus proyectos postreros fue el acopio de toda la información posible para la futura publicación de la historia de Artemisa
Varios Autores digital@artemisa.cip.cu

POR DANIEL SUAREZ E ISRAEL ESCALONA

Manuel Isidro Méndez Rodríguez fue asturiano de nacimiento, artemiseño por convicción y martiano de corazón. Arribó a Cuba por coincidencia histórica el 7 de diciembre de 1896, por Santiago de Cuba, el mismo día que Antonio Maceo caía combatiendo en San Pedro.
A las tierras rojas de Artemisa llegó en 1901, y de inmediato se integró a los círculos intelectuales y literarios locales. En lo adelante, y aparejado al negocio de la ferretería, desplegó una intensa obra de promoción cultural e investigación historiográfica que habría de convertirlo en uno de los más prestigiosos escritores y periodistas de nuestro país.
En este período publica numerosos textos. Pero sobresale su discurso en el Centro Obrero de Artemisa, pues marca el inicio de una brillante carrera en el estudio de la vida y obra del Apóstol, de quien fuera su primer biógrafo.
Entre 1923 y 1936 Méndez residió en España, donde participó activamente en las tertulias del Ateneo de Madrid, junto a Miguel de Unamuno, Antonio Machado, Ramón María del Valle Inclán, José Martínez Ruiz (Azorín) y Pío Baroja, entre otros destacados representantes de la cultura ibérica.
A la par, colaboró con órganos de prensa de España y Cuba, y mantuvo contacto con sus contertulios de la Villa Roja.
Al estallar la Guerra Civil, debido a su apoyo al Frente Popular, se vio obligado a exiliarse, por lo cual retornó a la mayor de las Antillas, donde continuó escribiendo para Orto, Bohemia, Carteles, Revista Bimestre Cubana, Diario de la Marina, El País, Fragua Martiana y Revista de la Biblioteca Nacional.
Entonces coincidió con la obra de promoción cultural de Fernando G. Campoamor, intelectual artemiseño fundador del Grupo Proa y de la revista homónima.
La labor de Méndez sorprende. Sin haber vencido estudios superiores, accedió a los más importantes círculos intelectuales, compartió con Fernando Ortiz y Emilio Roig de Leuchsenring la dirección de la Institución Hispanoamericana de Cultura.
Fue miembro fundador de la Sociedad Cubana de Estudios Históricos e Internacionales y de la muy elitista Academia de la Historia de Cuba: participó en la mayoría de los congresos de Historia celebrados entre 1942 y 1960, e incluso presidió uno de ellos.
El 28 de julio de 1940 uno de los más queridos y respetados habitantes de Artemisa fue acreedor de una condición que hacía mucho tiempo merecía. Por su intachable conducta ciudadana, los innumerables servicios a esta comunidad y su demostrado amor a la tierra que como hijo lo acogiera, Don Manuel Isidro Méndez Rodríguez recibió de la Cámara Municipal el nombramiento de Hijo Adoptivo de Artemisa.
Acompañaron al ilustre asturiano, en el acto celebrado en la Sociedad Luz y Caballero: Medardo Vitier, Juan Marinello, José Manuel Cortina y Fernando Ortiz, quien pronunció las palabras centrales de la cita.
Aunque luego Méndez se radicó en La Habana, siguió apegado a su terruño; uno de sus proyectos postreros fue el acopio de toda la información posible para la futura publicación de la historia de Artemisa.
Tras su fallecimiento, el 18 de abril de 1972, su hijo Melquiades Méndez Canel se encargó de conformar en 1973, con el contenido fichado por el sabio, la obra Historia de Artemisa, primera referencia obligada para quienes intentan el estudio del surgimiento y desarrollo de esta tierra.
Aludido en cierta ocasión por los que lo consideraban más artemiseño que asturiano, dijo que nunca olvidaba su ascendencia, origen y estirpe, pero “todos esos recuerdos, todas estas cosas del sentimiento, frutos delicados del compañerismo y de la amistad, de la cultura, de la educación y de la bondad, vienen a mi memoria cuando me hallo fuera de Artemisa y me hacen sentir ese artemiseñismo arraigado en el alma”.

Abril 15, 2018 - 10:00am
- 21/04/2014 0 comentarios | |

ESCRIBIR COMENTARIOS

*Los textos que aquí se publiquen representan la opinión de los internautas. No obstante el periódico se reserva el derecho de publicar aquellos comentarios que tengan palabras obscenas, ofensas o emitan criterios en contra de los principios de nuestra Revolución.
SECCIONES