10:45 am.
- 13/03/2015 0 comentarios | | |

La metáfora más linda de Calle

Esa idea de Ryszard Kapuscinski de que “para ser un buen periodista hay que ser ante todo una buena persona”, se adapta muy bien a Calle: diáfano, cordial, buen amigo y tenaz en su misión de tratar un problema sistemáticamente, hasta que se resuelva
Joel Mayor Lorán joeldeartemisa@gmail.com

Ningún problema le es ajeno, ni el equipo de Rayos X tanto tiempo sin prestar servicios, ni la contaminación por la quema de basura en el vertedero municipal que rodea el estadio de Candelaria. Cuando desenfunda su grabadora se siente con la fuerza de ser no solo el periodista Ángel Calle, sino la voz del pueblo.

Incluso el día de nuestra entrevista tuvimos que esperar de más, pues alguien fue a avisarle del problema, y andaba tras la pista del responsable por las 31 personas que no recibieron su litro leche en la bodega La Grande.

“Me llaman. Confían en mí porque expreso la realidad. Nunca voy a repetir lo que me dicen de primera mano, si no lo investigo antes y lo pruebo personalmente. Después hago mis valoraciones, revelo quién tiene la razón, e invito a reflexionar a quien no la tiene”.

Pudiera llevar una vida más sosegada, pues desde pequeño su pasión era ser locutor y lo consiguió en el año 2000. Pero Candelaria no tenía periodista y, al nacer la nueva provincia, le propusieron trabajar para Radio Artemisa, desde el municipio donde vive.

Recientemente, lo premiaron como periodista comunitario de esa emisora. “Como representante del pueblo, lo más importante en mi labor es defender la verdad, siempre. Yo no entiendo de rodeos ni de mentiras; lo aprendí de mi padre y de Eduardo Rosillo. Los periodistas solemos tropezar una y otra vez, porque nos colocamos del lado de la razón: cuando señalas a alguien, en ocasiones lo conviertes en tu enemigo”.

A nadie le gusta que publiquen sus errores o ineficiencias a los cuatro vientos. Desde luego, se necesita de hasta cuatro ases bajo la manga cuando criticas una decisión equivocada, una indisciplina, o sostienes que una juguera solo abre en los días de visita del Grupo Nacional de la Agricultura Urbana.

“Para encontrar la verdad, si está oculta o alguien pretende ocultarla, debes recurrir a diversas vías, no conformarte con la primera información que obtienes; es preciso indagar, escuchar a cada parte y, entonces, llegar a conclusiones.

“¿Cómo? Haciendo uso del trabajo de campo, insertarte en la comunidad para sentir sus problemas. Yo me gradué de la Licenciatura en Estudios Socioculturales, y me ha servido de mucho, porque se fundamenta la investigación”.

Incluso los grandes medios —incorporados plenamente a redes sociales como

facebook y twitter— reconocen que la noticia de última hora en 140 caracteres o algo más, es solo una pequeña parte de nuestra labor. Los contenidos de más impacto son aquellos más trabajados y profundos, relacionados la realidad local del lector.

“Candelaria es un pueblo de muchas historias que contar, aunque hayas de enfrentar situaciones difíciles. ‘Pueblo chiquito, infierno grande’; ya sabes. Pero tengo la suerte de que buena parte de la población se relaciona conmigo.

“Se acercan y me plantean sus preocupaciones. Saben que me ocuparé, lo cual no quiere decir que resuelva todos los problemas; solo los expongo y, en ocasiones, convenzo a las autoridades, organismos y directivos, sobre dónde está la razón, para que tomen medidas y aparezcan las soluciones.

“A veces no lo logro, pero cuando publicas el problema también se ejercen presiones mayores. Tanto Juan Domínguez, el presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular, como Raúl Rodríguez Cartaya, el jefe del Consejo de la Administración, escuchan mucho la radio y, cuando me ven, comentan sobre los temas que abordo y su confianza en mí; por supuesto, también yo tengo mucha confianza en ellos”.

Esa idea de Ryszard Kapuscinski de que “para ser un buen periodista hay que ser ante todo una buena persona”, se adapta muy bien a Calle: diáfano, cordial, buen amigo y tenaz en su misión de tratar un problema sistemáticamente, hasta que se resuelva.

No inventa frases rebuscadas. Asegura que prefiere seguir al Comandante en Jefe en su lenguaje claro y sencillo, capaz de llegar a todos. La única metáfora que ha colocado en la radio, quizás la más linda, es afilar la punta de su lanza con la verdad.

10:45 am.
- 21/04/2014 0 comentarios | |

ESCRIBIR COMENTARIOS

*Los textos que aquí se publiquen representan la opinión de los internautas. No obstante el periódico se reserva el derecho de publicar aquellos comentarios que tengan palabras obscenas, ofensas o emitan criterios en contra de los principios de nuestra Revolución.
SECCIONES