Marzo 14, 2018 - 11:30am
- 14/03/2018 0 comentarios | | |

La hazaña más fieramente audaz

Es imposible valorar un hecho sin ver sus circunstancias; ya José Antonio y Fidel habían firmado en 1956 la llamada Carta de México, documento unitario que agrupó una generación y la proyectó hacia el futuro
Elena Milián Salaberri elenams18081966@gmail.com

No tiene voz la historia, sino voces, y cuentan que cuando yacían moribundos en el suelo del Palacio Presidencial, amortajados por el olor a mar traído por los vientos de Cuaresma, con una mano los sujetaban por los cabellos y con la otra descargaban el arma sobre los cuerpos hasta dejarlos inertes bajo un charco de sangre. Fue el miércoles 13 de marzo de 1957.
El hecho trascendió con el nombre del asalto a la mansión ejecutiva, devenida Museo de la Revolución, pero casi al unísono tuvo lugar también la Toma de Radio Reloj. La capital del país sintió en pleno día el tableteo de ametralladoras y rifles, esta vez en manos de jóvenes opuestos al gobierno de Batista, que se empeñaba en mostrar una imagen de calma citadina y, como en el Moncada cuatro años atrás, se derramó allí sangre artemiseña.
Entre los 50 jóvenes, émulos de San Jorge contra el dragón, estaban Ubaldo Díaz Fuentes, Evelio Prieto Guillama, Eduardo Panizo Bustos, Pedro Julio Esperón Álvarez, Ángel Eros Sánchez y Adolfo Delgado Rodríguez. Entonces, Güira de Melena, Cabañas, Guanajay y Artemisa dejaron de ser tierras para ser forja.
Allí quedaron los recuerdos de sus infancias, quizás sus primeras muestras de rebeldía, los amores y hasta el simple acto de sus madres peinándoles el cabello que después otra mano mancilló.
Ubaldo iba en auto; Abelardo, al volante; con ellos, Faure Chomón y José L. Gómez Wanguemert. Llegaron al Palacio Presidencial, entraron; nadie lo vio salir, ni tampoco caer. Los asaltantes sobrevivientes recuerdan haberlo visto peleando.
Evelio llegó hasta la segunda planta del protegido recinto; herido en la cara y disparando logró salir, incluso auxilió a Machadito, que lo necesitaba. Fue delatado y aprehendido por el Servicio de Inteligencia Militar (SIM); luego, torturado salvajemente: quemaduras en la espalda, le fracturaron un brazo y le dispararon 20 tiros.
Eduardo cayó herido durante el enfrentamiento con el ejército: un tiro en el estómago le provocó la muerte, sentado a la entrada de Palacio. Parecida suerte corrieron Pedro Julio Esperón —con una trayectoria probada incluso como líder campesino— y Adolfo Delgado Rodríguez, un pinareño radicado desde la adolescencia en Artemisa y chofer de la ruta 35.
Ángel logró escapar herido en un muslo, y falleció de muerte natural el 21 de junio de 2013. “Pude huir de milagro. Me tiré debajo del camión y se me cayó la ametralladora. Con la pistola, corriendo en zigzag, escapé de las balas de una ametralladora 50 ubicada en la azotea de Palacio, que cazaba a quienes conseguían salir”, relató.
Así lucharon los artemiseños ese día, de acuerdo con textos de Historia. Mucha muerte, demasiada en plena juventud: José Antonio Echeverría, líder de la FEU y del Directorio Revolucionario (DR), resultó ultimado a la vera de la Universidad, cuando el automóvil en que viajaba fue interceptado por una patrulla.
Además, perecieron 24 asaltantes a Palacio, otros dos resultaron asesinados en los días posteriores, y el 20 de abril pasaron a la historia como víctimas de Humboldt 7: Fructuoso Rodríguez Pérez, Juan Pedro Carbó Serviá, José Machado Rodríguez y Joe Westbrook Rosales, dirigentes estudiantiles y participantes en aquellos sucesos.
Es imposible valorar un hecho sin ver sus circunstancias; ya José Antonio y Fidel habían firmado en 1956 la llamada Carta de México, documento unitario que agrupó una generación y la proyectó hacia el futuro.
De modo que los hechos de Palacio y Radio Reloj, aun sin completar sus objetivos, sí lograron el de mostrar una Habana en lucha abierta, conmovieron a toda la nación y fueron calificadas por el otrora Historiador de la Ciudad, Doctor Emilio Roig como “la hazaña más fieramente audaz de nuestras luchas por la libertad”.

Marzo 14, 2018 - 11:30am
- 21/04/2014 0 comentarios | |

ESCRIBIR COMENTARIOS

*Los textos que aquí se publiquen representan la opinión de los internautas. No obstante el periódico se reserva el derecho de publicar aquellos comentarios que tengan palabras obscenas, ofensas o emitan criterios en contra de los principios de nuestra Revolución.
SECCIONES