1:30 pm.
- 07/08/2018 0 comentarios | | |

Una foto con el Presidente

Luego de subir a Facebook una imagen suya junto a Miguel Díaz-Canel Bermúdez, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, un joven holguinero recibió no pocos elogios de amigos y desconocidos, pero también críticas irrespetuosas de aquellos que no entienden su compromiso con el país y la Revolución
Arlenis González arlenis@gmail.com

HOLGUÍN.— «Sí, me siento orgulloso de ser cubano. Sí, me siento orgulloso de vivir en Cuba. Y sí, me siento orgulloso de sacarme una foto con mi Presidente».

Así comenzó el joven Luis Mario Guerrero el último video subido por él en su canal de YouTube, luego de que una foto suya con Miguel Díaz-Canel Bermúdez, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, se hiciera viral en Facebook.

«Estaba conversando con mi esposa en el Rincón de Romerías cuando, alrededor de las cuatro de la tarde, veo que entra Díaz-Canel. No es que uno se encuentre diariamente al Presidente por la calle; así que, lógicamente, uno se pone nervioso y te emocionas, sobre todo si respetas a esa personalidad. Entonces él empezó a saludar a todo el mundo y, cuando se me acercó, quise tirarme una foto».

—¿Cómo se lo pediste?

—Primero él se tomó una foto con una familia que estaba al lado de mi mesa. Ellos rompieron el hielo, porque a mí me daba un poco de pena. Pero me levanté y le dije: «Señor Presidente, ¿pudiera tomarme una foto con usted?». Él se empezó a reír, me puso la mano en el hombro y me respondió: «Yo no soy tu Presidente, soy tu compañero». Entonces todo el mundo se quedó impresionado, incluso yo.

«Después se puso a conversar afablemente con el administrador del local, y antes de irse me tocó otra vez en el hombro y me preguntó si era verdad lo que le habían dicho acerca de la calidad del servicio. Que tu Presidente te toque el hombro, te pida tu opinión y te diga esa frase, demuestra que nos valora mucho y hay confianza en la juventud».

—¿Quién tomó la foto?

—Mi mujer. Ella empezó a apretar el botón, pero también estaba nerviosa, así que entre las siete fotos que tiró, una salió bien.

—¿Sabías que Díaz-Canel estaba en Holguín?

—Sí, había escuchado las noticias de la visita gubernamental, pero jamás imaginé que pasaría por el Rincón de Romerías. Fue una casualidad.

—¿Por eso es que escribes que «la suerte es loca...»?

—Claro, porque aquí somos más de 11 millones de cubanos y no todo el mundo ha tenido esa oportunidad. Algunos guardan una foto con Fidel o con Raúl. A mí me tocó compartir con Miguel Díaz-Canel Bermúdez un momento y tener la foto como recuerdo.

El odio que desata una foto

El muchacho, estudiante de quinto año de Medicina de la Universidad de Ciencias Médicas de Holguín, sin contener la emoción, accedió a su perfil de Facebook y publicó la imagen acompañada del siguiente mensaje:

«La suerte es loca y a cualquiera le toca. Pocas personas en el mundo tienen la oportunidad de, tan siquiera, estrechar la mano de su presidente. Pues me convierto en el primer youtuber cubano en tener una foto con tan máxima personalidad de mi país. Esperen nuevo video #StoryTime de cómo ocurrió todo. Saludos, que tengan un buen día».

Minutos después, internautas de varios países comenzaron a escribir comentarios de admiración por la experiencia de Luis Mario, pero también recibió no pocos mensajes repletos de agravios, insultos e irrespeto hacia un joven que, de manera espontánea, mostraba su afecto por el máximo dirigente de su país.

—¿Con qué objetivo publicaste la foto en Facebook?

—Subí la foto pues me sentía contento con ella. No imaginaba que iba a tener ese alcance. Lo hice para compartir con mis amigos esa experiencia. De hecho, escribí que me sentía orgulloso de la foto y eso fue lo que más les molestó a los contrarrevolucionarios; además de que ellos repiten en sus países de residencia que en Cuba la juventud es enemiga del Gobierno, y yo, con mi foto, demuestro que no es cierto.

«Creo que el presidente vino con la intención de ver cómo se está trabajando en Holguín y cuáles son los problemas que enfrenta la provincia. Tengo fe en que va a trabajar sobre la base de eso. Lo que pasa es que en internet hay todo tipo de gente».

—¿Cómo te sentiste cuando empezaste a recibir comentarios llenos de odio? ¿Qué piensas de esas personas?

—Al principio me sentí incómodo porque fue una experiencia inusual, que nunca había vivido, no lo puedo negar. Pero ni me causó daño ni me provoca ningún mal sentimiento hacia ellos, porque pienso que un hombre sin Patria es un hombre sin alma. Por eso he ignorado esos comentarios. También, por cada ofensa que me escribían, salían dos cubanos a defender, precisamente, el orgullo de ser cubanos.

«Fue el apoyo de la gente lo que me hizo convencerme de que no les hiciera caso. Además, cuando analizo los comentarios me doy cuenta de que los que me apoyaban escribían de forma respetuosa, con argumentos, con sentido común, sin ofender; y los otros se dedicaban a insultar porque, simplemente, sienten odio».

—En uno de los comentarios, uno de los internautas irrespetuosos escribió: «Córtenle el internet». ¿Qué dices a eso?

—No tengo internet en mi casa, nadie me la otorgó como para que me la puedan «cortar». Simplemente, cuando voy a subir un video, espero a que sea tarde, me conecto en una zona donde haya wifi-Etecsa con una tarjeta de dos CUC y esa misma me dura para subir varios videos. ¿Ves lo que te digo? Hablan sin conocer.

—¿Cómo es que un estudiante de Medicina se dedica también a ser youtuber?

—Mi canal, Hola, Youtubidentes, es un hobby, porque siempre me ha gustado la edición, aunque principalmente estoy enfocado en mi carrera. Eso explica por qué ese espacio ya tiene un año y mi compañero Frank y yo, que estamos en la misma aula, apenas hemos colocado 28 videos. No somos muy activos porque lo primero es la escuela. Son materiales de humor, sketch de otras personas que nosotros dramatizamos con la intención de entretener a nuestros seguidores, y ya tenemos más de mil suscriptores.

—Después de esta experiencia, ¿cuál será tu posición en las redes sociales?

—Como ciudadanos responsables que somos, los jóvenes participamos en la construcción del proyecto social cubano. Por tanto, en las redes sociales continuaré diciendo mi opinión sobre mi país y nuestra gente. No importa lo que me digan. Yo siempre defenderé mi país.

—¿Y tus aspiraciones más inmediatas?

—Me gusta mucho la cirugía. Quisiera ser interno vertical ahora, en quinto año de la carrera y seguir mi camino por esa vía, pues me siento enamorado de esa especialidad. Sueño que en el futuro a la gente le guste atenderse conmigo. Sé que si me esfuerzo lo voy a lograr.

¿Qué es un youtuber? 

Un youtuber es la persona que se dedica a hacer videos para contar lo que le gusta a sus suscriptores en el portal web de videos más visitado del mundo: www.youtube.com. 

Normalmente los youtubers suben videos enfocados en los intereses de jóvenes y adolescentes, que son quienes más visitan este tipo de páginas, y tienen tal aceptación que algunos de ellos alcanzan millones de seguidores.

Los videos responden a los más variados temas: humor, política, moda, vestuario… Algunos relatan una historia particular, muestran la opinión de su autor respecto a un asunto específico, o describen cómo se hace algo (cómo maquillarse, cómo vestirse, cómo arreglar un equipo…), entre otras aristas.

Estos suelen ser de producción propia, y el youtuber casi siempre hace las funciones de guionista, actor, productor, editor y director. Se sobreentiende, entonces, que lo fundamental no es la calidad del video, sino su impacto en las redes, pues lo que el autor pretende es hacerse famoso, difundir conocimiento, compartir opiniones, pasar el tiempo, entre otros fines.

1:30 pm.
- 21/04/2014 0 comentarios | |

ESCRIBIR COMENTARIOS

*Los textos que aquí se publiquen representan la opinión de los internautas. No obstante el periódico se reserva el derecho de publicar aquellos comentarios que tengan palabras obscenas, ofensas o emitan criterios en contra de los principios de nuestra Revolución.
SECCIONES