7:45 am.
- 02/05/2014 0 comentarios | | |

Cuba está de luto: Murió Formell

La noticia cae con esa fuerza más sobre la cultura nacional: Juan Formell, el legendario director, bajista, arreglista, compositor y cantante de Los Van Van, murió repentinamente este jueves mientras se encontraba hospitalizado en La Habana.
Cubadebate cubadebate@facebook.com

Contaba 71 años de edad, y había dedicado toda la vida a hacer de la música un modo de entretenimiento popular y enriquecimiento del espíritu. Sus cenizas estarán expuestas en el lobby del Teatro Nacional de Cuba este viernes 2 de Mayo entre la 1.00 y las 7.00 pm, para que los cubanos puedan pasar a rendirle merecido homenaje.

Formell murió debido a las complicaciones de un padecimiento hepático que lo mantuvieron durante la última semana internado en un hospital de la capital cubana, según declaró su hijo Samuel Formell a la agencia EFE.

“Realmente el hígado no le estaba funcionando bien, había tenido sangrados y la hemoglobina le había bajado”, indicó Samuel, uno de los seis hijos del artista. “Todavía no me lo puedo creer, ayer (miércoles) por la tarde escuchó música conmigo, pero después empeoró”, añadió.

De acuerdo con una nota emitida por el Instituto Cubano de la Música, artistas de todos los géneros protagonizarán el próximo sábado 3 de mayo una Cantata por Formell, en los espacios más emblemáticos de todo el país. En La Habana, este homenaje tendrá lugar en el Parque Trillo.

Talento excepcional

Formell había nacido en La Habana el dos de agosto de 1942. Realizó sus primeros estudios musicales con su padre Francisco Formell, y los continuó después de manera autodidacta. En su formación como compositor e instrumentista de guitarra bajo pudo contar con la orientación de prestigiosos músicos cubanos como Félix Guerrero, Rafael Somavilla, Armando Romeu, Antonio Taño y Orestes Urfé.

Según EcuRed, en su carrera profesional trabajó en diversas agrupaciones musicales, entre ellas la de Pedro Jústiz (Peruchín), la de Guillermo Rubalcaba y la orquesta de Carlos Faxas, donde se inició como orquestador y compositor con títulos como “Y ya lo sé”, “De mis recuerdos”, “Lo material” y “Yo soy tu luz”, que interpretara la cantante cubana Elena Burke.

Fue muy importante en su desarrollo artístico su incorporación a la Orquesta Revé en 1967, donde realizó valiosos aportes estilísticos y estructurales a las orquestas charangueras cubanas, como fue la incorporación del bajo eléctrico y la organeta (teclado) en sustitución del contrabajo y el piano acústico, el tratamiento rítmico y amplificación acústica en los violines, el empleo de la flauta de sistema y la batería que sustituyeron a la flauta de cinco llaves y las pailas, el trabajo vocal a tres voces en lugar del unísono, entre otros.

Creaciones como “El martes”, “Yuya Martínez”, “Qué bolá, qué bolón”, “La flaca”, “Te lo gastaste todo” y “El jueves”, son algunas de las más representativas de esta etapa. Por estos años mantuvo su trabajo con Elena Burke y retomó la práctica de interpretar sus obras solo con la guitarra, como había hecho en sus primeras presentaciones artísticas cuando aún era trovador aficionado.

Fue a finales de 1969 que creó Los Van Van, con los cuales continuó y amplió su labor creativa, apoyándose ahora, fundamentalmente, en el aprovechamiento máximo de los recursos expresivos del Son. De esta orientación surgió el Songo, denominación que él y José Luis Quintana (Changuito) dieron a un nuevo ritmo, que ha resultado determinante en su creación posterior. En 1981 incluyó los trombones en su charanga para reforzar el registro central de su orquesta.

De esta etapa con Los Van Van que se extiende hasta nuestros días encontramos muchas de sus más famosas creaciones como “Te traigo”, “Chirrín chirrán”, “Llegué, llegué”, “Que no, que no”, “El baile del buey cansao”, “Por encima del nivel”, “La Habana no aguanta más”, “Anda ven y muévete”, “Artesanos del espacio”, “La titimanía”, “El negro no tiene ná”, entre otras muchas.

Conjuntamente con su trabajo creativo dentro de la música bailable, Formell mantuvo su labor dentro de la línea de la canción y musicalizó poemas de Nicolás Guillén como” Cuando yo vine a este mundo”, pertenecientes a la serie Mi son entero; escribió música para el teatro (La barbacoa, dirigida por Abraham Rodríguez, 1984 y Vivir en Santa Fe, del dramaturgo Nicolás Dorr, 1986); para el cine compuso la banda sonora de Los pájaros tirándole a la escopeta, del realizador Rolando Díaz, 1984; y para la televisión La rueda de casino, de José Milián, 1992.

Además, realizó innumerables presentaciones como autor e intérprete en eventos nacionales promovidos por instituciones culturales y giras internacionales por todo el mundo. Sus creaciones y resultados artísticos con su orquesta devinieron modelos para otras agrupaciones musicales en Cuba y el extranjero.

Juan Formell recibió un reconocimiento especial de los Grammy Latino (2013) por la Excelencia Musical. Al morir, Formell contaba con 71 años de edad y se alistaba a celebrar por todo lo alto los 45 años de su orquesta con la que grabó cerca de 30 discos.

Formell y su orquesta grabaron numerosos discos con EGREM y otras discográficas y obtuvieron en 1999 el Premio Grammy con su CD “Llegó… Van Van” (Van Van is here).

En marzo de 2010 recibió el Doctorado Honoris Causa del Instituto Superior de Arte, en reconocimiento a sus contribuciones a la cultura cubana y en particular por su la labor desplegada al frente de la orquesta líder de la música popular bailable de la Isla.

Además, en 2013 la Academia Latina de Grabación decidió reconocerlo con el Premio Especial a la Excelencia Musical, lauro que enaltece “a artistas que han realizado contribuciones creativas de importancia en sus carreras”. De él, dijo entonces la Academia: “Juan Formell es la verdadera definición de un innovador de la música”.

Al recibir el premio, Formell expresó:

 ”Mi vida ha estado enteramente consagrada a la música y solo cobra sentido cuando la gente la hace suya y la disfruta. En el orden artístico he recibido varios premios, entre ellos el Nacional de la Música, que me llena de orgullo. Agradezco a la Academia Latina el gesto de distinguirme, en particular porque un reconocimiento de este tipo no solo potencia en este hemisferio mi obra y la de Los Van Van, sino también a la vanguardia de la música cubana”.

7:45 am.
- 21/04/2014 0 comentarios | |

ESCRIBIR COMENTARIOS

*Los textos que aquí se publiquen representan la opinión de los internautas. No obstante el periódico se reserva el derecho de publicar aquellos comentarios que tengan palabras obscenas, ofensas o emitan criterios en contra de los principios de nuestra Revolución.
SECCIONES